Cómo desnudar a una mujer

Cómo desnudar a una mujer

Cómo desnudar a una chica. Bienvenidos amigos de nuevo a Todos con Webcam, donde desvelamos los secretos del amor y el sexo para que todas las chicas seamos queridas como merecemos y todos los chicos se conviertan en maestros de la seducción.

En el capítulo de hoy tratamos el tema de cómo se debe desnudar a una mujer. Porque no es fácil, como probablemente ya sabrás o te imaginarás.

Yo siempre utilizo la misma técnica para empezar a explicar cualquier tema concreto: Hacerte la pregunta a ti mismo, tratar de descubrir en tu interior qué te gusta a ti, o cómo te gusta antes de aplicarlo a la otra persona. O incluso aún mejor pensado, cómo no me gusta a mí o qué no me gusta a mí para NO hacerlo a la otra persona. Lo cierto es que ésta y no otra es la principal premisa que debes seguir para ser un Don Juan de categoría, aunque todos sabemos que a la hora de la verdad, hacen falta más cosas, ciertos trucos o traquiñuelas que te convierten en un maestro.

¿Cómo desnudar a una mujer?

Y respondiendo a las preguntas anteriores, piensa si tú te desnudarías a la primera, delante de cualquier chica y en cualquier situación. En el 99% de vosotros, la respuesta es NO. en el 99% de nosotras, la respuesta es la misma. ¿Por qué? porque en cierto modo todos tenemos complejos. Por mucho que a ti te parezca que esa chica con la que estás es la más atractiva del mundo, que está buenísima, que tiene razones para ir presumiendo de su físico, que es imposible que le de verguenza desnudarse… No es tan así. Siente recato y, aunque esté excitada y tenga ganas de desnudarse, necesita ir poco a poco y, sobre todo, necesita ir confiando en ti y creyendo que tú mereces verla desnuda.

Así pues, ten en cuenta los siguientes puntos:
1. Asegúrate que está excitada. Que busca tus labios, Que está a gusto junto a ti y que espera con ansiedad tus caricias.
2. En caso de que lo anterior se cumpla, Comienza quitándole las prendas que no desvelan sus partes más íntimas. Es comprensible que estés loco por ver sus pechos y su sexo pero aún no es el momento. Contrólate y la tendrás a tu merced.
3. Cuando las prendas menos importantes estén lejos, disfruta del tacto del resto de su cuerpo antes de que lo hagan tus ojos. Con caricias y besos ella se irá soltando, un punto muy importante es el de desnudarte tú mismo paulatinamente, al mismo ritmo que la desnudas a ella. Con esto le harás ver que ofreces lo mismo que pides, que eres leal, y que puede confiar en ti.
4. Finalmente, cuando entiendas que la situación es propicia y que es ella misma quien necesita desnudarse para ti, hazlo. Y si a partir de ese momento, la cubres de halagos y piropeas la belleza de su cuerpo, la harás sentir una reina. Se sentirá tan segura de sí misma junto a ti, que la próxima vez no necesitarás tanto tiempo ni esfuerzo.

…Anda que dirás que no te vengo ayudando a ser un auténtico crack del ligoteo, de la seducción y de las artes amatorias. Ojalá te esté ayudando mucho, que tus conquistas hayan aumentado gracias a los post que ya llevamos en la web, y que siga mejorando con los que vendrán. Sería fantástico si me lo hicieras saber a través de algún comentario. Tanto si es para felicitar como si estás en contra de mis consejos y quieres criticarlos, matizarlos o discutirlos. Gracias de todas formas. Un beso muy grande. Y como cada final de artículo, te emplazo en el siguiente que será… muy pronto. Un besazo graaaande.

Tu Sexy Cam


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *